Los Parabenos en los Antitranspirantes Pueden Causar Cancer de Mama
Seleccionar Idioma:

Llama Gratis en Estados Unidos: 1 (877) 985-2730 | Numero Internacional: 847-278-0763

Obtenga Gratis El Libro Tome Control De Su Salud...

Ocultar

Ocultar esto

99% de los Tejido Cancerígeno del Seno Contiene Diariamente este Químico (y No es Aluminio)

Publicado Por Dr. Mercola | 24 de Mayo 2012

Antitranspirantes y el Cancer
Historia en Breve:
  • Una reciente investigación encontró grandes concentraciones de parabenos en los cuadrantes superiores del seno y axila, lugar donde se aplican los antitranspirantes, sugirió que podrían estar contribuyendo al desarrollo de cáncer. Uno o más esteres de parabenos fue detectado en el 99 por ciento de las muestras de tejidos obtenidos de las mastectomías. En el 60 por ciento de las muestras, se presentaron cinco parabenos
  • La aplicación tópica de productos para el cuidado personal que contienen parabenos parece ser la fuente más grande de exposición a estos químicos que imitan el estrógeno, superando en si el riesgo del aluminio en los antitranspirantes
  • El cloruró de aluminio, es el ingrediente activo de los antitranspirantes y se sabe que actúa de la misma manera que los oncogenes al proporcionar una transformación molecular en las células de cáncer. Al igual que los parabenos, las sales de aluminio también imitan el estrógeno y se bioacumulan en el tejido mamario, aumentando así el riesgo de cáncer de mama
  • Según un estudio reciente, a pesar de que los parabenos son utilizado en una amplia variedad de productos, su seguridad esta principalmente basada en estudios con ratas realizados en 1956, así como también existe una carencia de estudios toxicológicos modernos y ningún estudio sobre la carcinogenicidad de los químicos siguió los protocolos reguladores aceptables que determinan la carcinogenicidad

Por el Dr. Mercola

Un nuevo estudio que examinó a los parabenos que se encuentran en los tejidos cancerosos del seno humano señala a los antitranspirantes y otros cosméticos como causantes de aumentar el riesgo de cáncer de mamai.

La investigación, que también es revisada en un editorial publicado en el Journal of Applied Toxicology, observo el lugar donde los tumores de mama estaban apareciendo, y determinó que la mayor concentración de parabenos tomo lugar en los cuadrantes superiores del seno y la zona axilar, lugar donde comúnmente son aplicados los antitranspirantesii .

Los parabenos son productos químicos que sirven como conservadores en antitranspirantes y muchos cosméticos, así como lociones solares. Estudios anteriores han demostrado que todos los parabenos tienen actividad estrogénica en las células humanas de cáncer de mama.

Otro de los componentes de los antitranspirantes es el cloruro de aluminio, se ha encontrado que actúa de forma similar al funcionamiento de los oncogenes al proporcionar transformaciones moleculares en las células cancerosas. De acuerdo con los autores de la revisión editorial, la investigación muestra "señales de preocupación ya que estos compuestos no son tan seguros como generalmente se consideraban antes, y más investigación está garantizada. Por otra parte:

"Los datos de este último estudio, que es la exanimación más extensa sobre los parabenos en los senos humanos publicado hasta el momento, confirma el trabajo anterior y plantea una serie de preguntas sobre los parabenos en sí, los productos de cuidado personal y el debate de la salud humana, especialmente en relación con la fuente e importancia toxicológica de los ésteres de los parabenos”.

Noventa y Nueve por Ciento de Muestras de los Tejidos Cancerígenos del Seno Contienen Parabenos

El estudio ofrecido por Barr et al. descubrió uno o más ésteres de parabenos en 99 por ciento de las 160 muestras de tejido obtenidas de 40 mastectomíasiii . En el 60 por ciento de las muestras, estuvieron presentes los cinco ésteres de parabenos. No hubo correlación entre las concentraciones de parabenos y la edad, duración de la lactancia materna, la ubicación del tumor, o el contenido tumoral del receptor de estrógeno.

Los valores medianos en nano gramos por tejidos dieron como resultado los cinco químicos:

  • n-propilparabeno 16.8
  • metilparabeno 16.6
  • n-butilparabeno 5.8
  • etilparabeno 3.4
  • isobutylparaben 2.1

Mientras que los antitranspirantes son una fuente común de parabenos, los autores señalan que el origen de los parabenos no se puede establecer, y que 7 de los 40 pacientes dijeron que nunca usaron desodorantes o antitranspirantes en su vida. Lo que esto nos dice es que los parabenos, independientemente de la fuente, se pueden bioacumular en el tejido mamario.

Y las fuentes son muchas. Los parabenos pueden ser encontrados en una amplia variedad de productos para el cuidado personal, cosméticos, y medicamentos. Dicho esto, parece que la vía cutánea es la forma más importante a la exposición. En el editorial presentado, Philip Harvey and David Everett explica la razón:

"... [L]a vía cutánea de la exposición se considera más plausible cuando se detectan los ésteres intactos, y otros autores que reportaron exposiciones humanas y concentraciones de fluidos corporales de ésteres de parabenos, consideraron los cosméticos, como las fuentes más  probables...

Esto es debido a que la actividad metabólica de esterasas del intestino y del hígado (correspondiente a la exposición oral) se considera que excede en gran medida las de la piel, y las exposiciones orales darían lugar a un rápido metabolismo hepático para que los  ésteres produzcan el metabolito común ácido p-hidroxibenzoico...

Los ésteres de los parabenos típicamente utilizados en cosméticos que se filtran a través de la piel humana en vitro/ex vivo, y Ishiwatrai et. al. (2007) han mostrado la persistencia de metilparabeno no metabolizado en la piel."

La Seguridad de los Parabenos NUNCA Se ha Establecido...

Por increíble que parezca, a pesar de que los parabenos se utilizan en una amplia variedad  de productos, la toxicología de estas sustancias químicas ha sido muy poco investigada. Hay una carencia de estudios toxicológicos modernos sobre estos ingredientes, y de acuerdo a la revisión presentada, ningún estudio sobre la carcinogenicidad de los químicos siguió los protocolos  reguladores aceptables que determinan la carcinogenicidad.

Los autores señalan que un estudio en ratas iniciado en 1956 ¡todavía está siendo utilizado en "la evaluación fundamental sobre la cual se juzga la seguridad humana"!

“Esto puede ser aceptable para los productos químicos, para los cuales existe una exposición limitada por persona pero no para los productos químicos como los parabenos a los que está expuesta una gran parte de la población, y que muestra una concentración significativa en los tejidos,” concluyeron.

Por otra parte, prácticamente todos los estudios toxicológicos se basan en la exposición por vía oral, lo que significa que la evaluación de riesgos, de acuerdo con Harvey y Everett, “se basa en gran parte en la suposición, opinión y en el instrumento técnico normativo de GRAS (Generalmente Considerados como Seguros)."

La Actividad Estrogénica de los Parabenos

Los estrógenos, ya sean sintéticos o naturales, son un factor de riesgo primario para el cáncer de mama. Aproximadamente 20 diferentes estudios han demostrado que los parabenos tienen actividad estrogénica, lo que los hace relevantes cuando se trata de cáncer sensible al estrógeno.

Una excusa común que se utiliza para defender la ausencia de estudios toxicológicos es que los parabenos son débiles en términos de potencia. Por ejemplo, el propilparabeno y el butilparabeno son aproximadamente de 10,000 a 30,000 veces menos potentes que el estradiol, respectivamente.

"Sin embargo, el estradiol se produce en el tejido mamario en el pictograma por gramo en el rango del tejido... pero los resultados reportados por Barr et. al. [el estudio presentado] mostró concentraciones de parabenos en los tejidos, en el peor de los casos, en el microgramo por gramo del rango del tejido mamario, que es un millón de veces mejor que el estradiol. Claramente, la magnitud de la exposición parece más que compensar por la reducción de su potencia," Harvey y Everett escribieron.

Pero eso no es todo. Un estudio realizado en el  2011 informó que el metilparabeno promueve el ciclo celular y hace que las células humanas de mama sean más resistentes a la apoptosis, que, según los autores pueden proporcionar las bases moleculares para la proliferación del tumor maligno. Harvey y Everett también citan otro estudio realizado en el 2007, el cual descubrió que el propilparabeno y el butilparabeno causan daños detectables en el ADN.

El Aumento de Cáncer de Mama esta Probablemente Vinculado a las Exposiciones Químicas

Harvey y Everett señalan que la hipótesis de que las sustancias químicas en productos de cuidado personal podrían ser perjudiciales para su salud y que contribuyen al cáncer de mama tiene una base en dos observaciones claves:

  1. Las tasas de cáncer de mama han aumentado en las últimas décadas, lo que se correlaciona con los factores de estilo de vida que han causado un cambio significativo durante ese mismo tiempo, tal es el caso de la alimentación, la obesidad, y el uso de productos para el cuidado personal que contienen químicos no probados
  2. Los tumores están desproporcionadamente ubicados en el cuadrante superior externo, y ​​se pueden encontrar más tumores en el lado izquierdo mamario que en lado derecho mamario, lo que sugiere que puede estar relacionado con los productos aplicados tópicamente en esas áreas (la mayoría de las personas son diestras, eso les permite aplicar una cantidad mayor en el axila izquierda que en la derecha)

En mi opinión, una de las principales observaciones de Harvey y Everett es que:

"El principio de que" no hay evidencia de que los productos de cuidado personal (antitranspirantes o desodorantes) estén relacionados con el cáncer de mama "es técnicamente correcto, pero sólo porque los estudios no se han enfocado en investigar cualquier relación. Estos argumentos proporcionan una falsa seguridad al ocultar las deficiencias de la evidencia empírica y  conocimiento. "

Aluminio -Otro Ingrediente en los Antitranspirantes que Promueven el Cáncer

Los antitranspirantes actúan al obstruir, cerrando o bloqueando los poros que liberan el sudor debajo de sus brazos-y el ingrediente activo es el aluminio. (Si usted está usando un desodorante,  es muy probable que no contenga aluminio, pero puede contener otras sustancias químicas que podrían ser motivo de preocupación, como parabenos.)

Esto no sólo bloquea una de las vías de desintoxicación de su cuerpo (la liberación de toxinas a través del sudor de la axila) sino que también plantea preocupaciones acerca del destino final de esos metales una vez que los aplique (o rocíe)

Al igual que los parabenos, las sales de aluminio también pueden imitar al estrógeno, y, al igual que el estudio de las funciones, la investigación anterior ha demostrado que el aluminio también se absorbe y se deposita en el tejido mamarioiv. Los investigadores sugieren que los niveles elevados de aluminio, podrían incluso ser utilizados como un biomarcador para identificar a las  mujeres con mayor riesgo de desarrollar cáncer de mama.

Las sales de aluminio pueden justificar un 25 por ciento del volumen de algunos antitranspirantes, y una revisión de las fuentes comunes de exposición al aluminio en los seres humanos descubrió que el uso de antitranspirantes puede aumentar significativamente la cantidad de aluminio absorbido por su cuerpo.

De acuerdo con la revisión, después de una sola aplicación de antitranspirante en la axila, cerca de  0,012 por ciento del aluminio puede ser absorbido.v Esto podría sonar como una pequeña cantidad, pero si lo multiplicamos por una o más aplicaciones al día durante toda la vida, todo esto se suma a la exposición masiva a de aluminio-un veneno que no debería estar en su cuerpo, y que puede ser más tóxico que el mercurio. ¡Además de las vacunas, sus antitranspirantes pueden ser su mayor fuente de exposición a este metal venenoso!

También Tenga Cuidado con los Desodorantes Naturales

Hay muchas marcas en el mercado de desodorantes libres de químicos y de aluminio, y muchos de ellos son alternativas seguras. Los desodorantes de piedras de "Cristal" son una alternativa popular natural utilizado a menudo por los compradores conscientes que buscan evitar el aluminio, muchas veces dicen estar libres de aluminio, pero algunos en realidad contienen un tipo de compuesto diferente conocido como alumbre, la forma más común es el alumbre potásico, también conocido como sulfato de aluminio y potasio.

El alumbre de potasio o alumbre de amonio son las sales minerales naturales formadas por moléculas que son demasiado grandes para ser absorbidos por la piel. Ellas forman una capa protectora sobre la piel que inhibe el crecimiento de las bacterias que causan olor. Estos desodorantes son recomendados por muchos centros de tratamiento para el cáncer, pero mientras que esto puede ser una mejor alternativa a la mayoría de los antitranspirantes y desodorantes en el mercado, no están completamente libres de aluminio.

Recuerde revisar los ingredientes restantes, manteniendo la alerta por parabenos.

Durante los últimos 40 años no he usado antitranspirantes o desodorantes – ni siquiera naturales. Me di cuenta de que provocarían una mancha amarilla en la parte de abajo de mis camisas. Al principio pensé que la manchas se debían a mi sudor, pero rápidamente me di cuenta que eran los productos químicos en los antitranspirantes. A pesar de que era un estudiante universitario, me di cuenta que no era bueno y elegí evitarlo.

Yo habitualmente aplico jabón y agua en las axilas, esto parece funcionar bien. Aunque el año pasado me di cuenta de que sí expongo regularmente  mi axila al sol, la luz ultravioleta esterilizara mis axilas, además eleva mis niveles de vitamina D. No hay olor, incluso sin necesidad de utilizar agua y jabón.

Es esencial broncear sus axilas. Sin embargo, el efecto no es duradero y las bacterias se forman nuevamente en pocos días al menos que usted exponga sus axilas con regularidad a los rayos solares.

¿Qué Puede Hacer para Prevenir el Cáncer de Mama?

Aparte del cáncer de piel, el cáncer de mama es el cáncer más común entre las mujeres estadounidenses. Por desgracia, mientras que la Sociedad Americana de Cáncer invita ampliamente a las mujeres a hacerse mamografías, no hacen nada para informar a las mujeres las maneras disponibles para prevenir el cáncer de mama.

Las siguientes estrategias de estilo de vida le ayudarán a disminuir el riesgo de cáncer de mama:

  • Reduzca radicalmente el consumo de azúcar/fructosa. Normalice sus niveles de insulina, evitar el azúcar y la fructosa son una de las acciones físicas más poderosas que usted puede implementar para reducir su riesgo de cáncer.

    Desafortunadamente, muy pocos oncólogos aprecian o aplican este conocimiento en la actualidad. Los Centros de Cáncer de Estados Unidos son una de las pocas excepciones, donde  las estrictas medidas dietéticas son incluidas en el programa de tratamiento contra el cáncer. La fructosa es especialmente peligrosa, ya que la investigación muestra que en realidad acelera el crecimiento del cáncer.
  • Optimice sus niveles de vitamina D. Lo ideal sería mantenerlos en 50 ng/ml, aunque  los niveles de 70 a 100 ng/ml reducen radicalmente el riesgo de cáncer. La exposición al sol segura es la forma más eficaz para aumentar sus niveles, seguido por las camas de bronceado seguras y posteriormente, como último recurso si no existiera otro, los suplementos orales de vitamina D3.
  • Mantenga un peso corporal saludable. Esto vendrá de forma natural una vez que empiece a comer bien de acuerdo con su tipo nutricional y que haga ejercicio utilizando actividades de alta intensidad, disponibles en mi programa Peak Fitness. Es importante  perder el exceso de peso debido a que el estrógeno se produce en el tejido graso.
  • Obtenga grasos de omega-3 de alta calidad de fuentes animales, tal como el aceite de kril. La deficiencia de Omega-3 es un factor común subyacente para el cáncer.
  • Evite beber alcohol, o limite sus bebidas a una por día para las mujeres.
  • Alimente a sus niños únicamente con leche materna hasta los seis meses. La investigación muestra que esto reducirá el riesgo de cáncer de mama.
  • Tenga cuidado con los niveles  excesivos de hierro. Esto es muy común cuando las mujeres dejan de menstruar. El exceso de hierro en realidad funciona como un poderoso oxidante, aumentando los radicales libres y aumentando su riesgo de cáncer. Así que si usted es una mujer post-menopáusica o tiene cáncer de mama, es importante, sin duda alguna, disminuir de ferritina.

    La ferritina es la proteína que transporta el hierro y no debe estar más elevada de los 80. Si se eleva simplemente done su sangre para reducirlo.

Referencias:

i Journal of Applied Toxicology January 12, 2012: 32(3); 219-232

ii Journal of Applied Toxicology February 1, 2012: 32(5); 305-309

iii Journal of Applied Toxicology January 12, 2012: 32(3); 219-232

iv Journal of Applied Toxicology April 2011: 31(3):262-9

v Pharmacology and Toxicology April 2001: 88(4):159-67