Ocultar

El Endulzante Que Es Más Peligroso Que El Alcohol - ¿Es Esto lo que lo Está Haciendo Engordar?

Publicado Por Dr. Mercola | 07 de Mayo 2012

Seleccionar Idioma:
Share This Article Compartir

Peligros del Azucar
Historia en Breve:
  • Entre 1985 y el 2010 el consumo calórico diario promedio aumentó en un ocho por ciento, mientras que la tasa de diabetes aumentó un 727 por ciento, el consumo total de calorías no puede explicar el meteórico ascenso de las enfermedades relacionadas con la obesidad.
  • Los investigadores descubrieron que el aumento en el consumo total de grasas y carbohidratos, específicamente, es el que está causando este aumento de peso masivo en las personas alrededor del mundo. Es la combinación de grasas y carbohidratos la que causa los trastornos en el metabolismo.
  • El único alimento en la Tierra que contiene tanto grasas como carbohidratos es el azúcar, que contiene tanto sacarosa (azúcar regular) como jarabe de maíz de alta fructosa- ambos contienen glucosa y fructosa.
  • Su cuerpo metaboliza la glucosa y la fructosa de una forma completamente diferente. La fructosa se metaboliza como el alcohol, dañando su hígado y causando una disfunción mitocondrial y metabólica, de la misma manera en que lo hace el etanol y otras toxinas.

Por el Dr. Mercola

Aunque el consumo total de calorías ha contribuido con el aumento de la tasa de diabetes alrededor del mundo, este no explica toda la historia.

En 1985, el año en el que acabe mi residencia y comencé en la práctica privada, el número promedio de calorías que se consumían al día para la población alrededor del mundo era de 2,655.

En aquel tiempo, el 0.62 por ciento de la población mundial tenía diabetes.

Para el 2010, el consumo calórico diario promedio había aumentado a 2,866- un ocho por ciento de aumento- pero sorprendentemente, la tasa de diabetes había aumentado un asombroso 727 por ciento, es decir el 5.13 por ciento de la población mundial.

Cuando los científicos comenzaron a investigar a detalle con el fin de determinar qué era lo que las personas estaban comiendo que estaba contribuyendo con la crisis mundial de obesidad y de enfermedades relacionadas con la obesidad, descubrieron que una caloría no sólo es una caloría.

La fuente de donde provienen las calorías que consume marca una gran diferencia en el mundo.

Descubrieron que es el aumento en el consumo total de grasas y carbohidratos el que está causando este aumento de peso masivo en las personas alrededor del mundo.

Es más, sólo existe UN alimento en la Tierra que, debido a su composición única, se metaboliza como grasa y carbohidrato- y ese alimento es el azúcar.

El Azúcar es Tanto Grasa como Carbohidrato y este Combo es el que Aumenta las Tasas de Enfermedades Relacionadas con la Obesidad Alrededor del Mundo

El azúcar es la única fuente de calorías que se correlaciona con el aumento de diabetes. En 1985, cuando el consumo de azúcar a nivel mundial era de 98 millones de toneladas, la diabetes afectaba a 30 millones de personas. Para el 2010, el consumo de azúcar había aumentado a 160 millones de toneladas y la prevalencia mundial de diabetes alcanzó las 346 millones de personas.

En general, el azúcar es 50 veces más potente que las calorías, en términos de causar diabetes. Pero, ¿por qué tiene este efecto tan extraordinariamente potente?

La respuesta radica en su estructura única. Como lo acabo de mencionar, se metaboliza como grasa y como carbohidrato y la razón de esto es porque contiene tanto glucosa como fructosa. Estos dos azúcares no son intercambiables y su cuerpo procesa cada uno de diferente manera.

La sacarosa (azúcar de mesa) es 50 por ciento glucosa y 50 por ciento fructosa. El jarabe de maíz de alta fructosa (JMAF) es de 42 a 55 por ciento fructosa dependiendo de qué tipo se utiliza. La glucosa es la forma de energía para la cual su cuerpo está diseñado para andar. Cada célula en su cuerpo utiliza glucosa para la energía y se metaboliza en cada órgano de su cuerpo, cerca del 20 por ciento de la glucosa se metaboliza en su hígado. Por otra parte, la fructosa sólo puede ser metabolizada en su hígado, porque su hígado es el único órgano que tiene trasporte para ella.

Debido a que toda la fructosa se almacena en su hígado, y, si por lo general usted lleva una alimentación estilo occidental, entonces consume grandes cantidades de fructosa por lo que termina dañando su hígado de la misma manera en que lo hace el alcohol y otras toxinas. De hecho, la fructosa es prácticamente idéntica al alcohol en relación a los daños que metabólicos que causa.

De acuerdo con el Dr. Lustig, la fructosa es una “toxina crónica dependiente del hígado”. Y al igual que el alcohol, la fructosa se metaboliza directamente en grasa- no en energía celular, como la glucosa. Así que comer fructosa es como comer grasa- se almacena en sus células de grasa, lo que provoca un mal funcionamiento mitocondrial.

Ni siquiera los frutos grasos como el aguacate o el coco tienen este efecto, porque su cuerpo los trata ya sea como grasa o como carbohidrato, pero no como ambas.

El azúcar es el único alimento que funciona como grasa y carbohidrato al mismo tiempo y es esta combinación de grasa y carbohidrato la que causa los trastornos metabólicos y por consecuencia, las enfermedades. Así que por favor, no se deje engañar: cuando se trate de azúcar, la afirmación que escucha en la televisión que dice “azúcar es azúcar” sin importar el tipo, es un error que literalmente puede matarlo, lentamente.

Bioquímica de los Carbohidratos 101

Para explicar más detalladamente las diferencias entre la glucosa y la fructosa, así como las similitudes entre la fructosa y el etano (alcohol), revisemos cómo se metaboliza cada una en su cuerpo.

El Metabolismo de la Glucosa: La glucosa es un producto de la fotosíntesis y se encuentra en el arroz, maíz y otros granos. Una vez que obtiene glucosa de la comida, el 80 por ciento es utilizada por todos los órganos de su cuerpo, el 20 por ciento va al hígado para ser metabolizado y almacenado. Lo que sigue es lo que sucede con ese 20 por ciento, una vez que llega a su hígado (esto es normal y la manera en la que su cuerpo está diseñado a operar):

  • La glucosa que su cuerpo no necesita se convierte inmediatamente en glucógeno para ser almacenado es su hígado. El glucógeno puede convertirse fácilmente en energía para cuando la necesite. Su hígado no tiene límite de almacenamiento de glucógeno, lo cual tampoco causa efectos dañinos.
  • Se produce una pequeña cantidad de piruvato, que termina convirtiéndose en ATP (la forma química de almacenamiento de energía) y en dióxido de carbono.
  • El páncreas libera insulina en respuesta al aumento de glucosa en la sangre (es decir, azúcar en la sangre), lo cual ayuda a que la glucosa entre en sus células. Sin la insulina, sus células no serían capaces de procesar la glucosa y por lo tanto no tendrían energía para el movimiento, crecimiento, reparación y otras funciones. La insulina es la llave que abre la puerta de la célula para permitir que la glucosa pueda ser transferida del torrente sanguíneo a la célula.
  • Cuando usted consume 120 calorías de glucosa, menos de UNA caloría contribuye con los resultados metabólicos adversos.

El Metabolismo de la Fructosa: El 100 por ciento de la fructosa que consume se va directamente a su hígado. El metabolismo de la fructosa crea un gran número de efectos adversos, incluyendo:

  • La fructosa inmediatamente se convierten fructosa-1-fosfato (F1F), agotando las células del hígado de fosfatos. Este proceso produce productos de desecho en forma de ácido úrico. El ácido úrico bloquea una enzima que hace oxido nítrico, que es el regulador natural de la presión arterial. Por lo tanto, su presión arterial aumenta, lo que provoca la hipertensión. Los niveles elevados de ácido úrico también puede causar gota.
  • Casi todos los F1F se convierten en piruvatos que terminan como citratos, lo que da como resultado la novolipogénesis, los productos finales que son ácidos grasos libres (FFAs), muy pocas lipoproteínas de baja densidad (VLDLs son más pequeña y densas que las LDLs, que se pegan debajo de las células epiteliales y estimulan la formación de placa) y triglicéridos. El resultado final es la hiperlipidemia.
  • La fructosa estimula el g-3-p (glicerol activo), que es la molécula crucial para crear triglicéridos dentro de las células grasas. Cuanto más g-3-p disponible, más grasa es depositada.
  • Los ácidos grasos libres son exportados de su hígado y son llevados al músculo esquelético, causando resistencia a la insulina. Algunos ácidos grasos libres también se quedan en su hígado, lo que provoca acumulación de grasa, resistencia a la insulina y enfermedad de hígado graso no alcohólica (NAFLD).
  • La resistencia a la insulina afecta su páncreas, haciendo que produzca más insulina en respuesta al aumento de azúcar en la sangre, ya que sus células son incapaces de sacar el azúcar de su torrente sanguíneo y esto puede provocar diabetes tipo 2.
  • Cuando consume 120 calorías de fructosa, cerca de 40 calorías contribuyen con problemas metabólicos.

El Metabolismo del Etanol: Después de consumir una bebida alcohólica, el 10 por ciento del etanol es descompuesto por el estómago y el intestino como un “primer efecto” y otro 10 por ciento es metabolizado por su cerebro y otros órganos. El hecho de que el etanol es parcialmente metabolizado por su cerebro es la razón por la que experimenta ese “mareo” tan familiar. El 80 por ciento restante se va a su hígado, causando la siguiente cascada metabólica:

  • Su hígado convierte el etanol en aldehídos, lo que produce radicales libres que dañan las proteínas en su hígado. El exceso de citrato que se forma en el proceso, estimula la producción de FFAs, VLDL y triglicéridos.
  • Los lípidos resultantes, junto con el etanol, crean una inflamación que causa resistencia a la insulina hepática, inflamación del hígado y cirrosis. La acumulación de grasa en su hígado también puede provocar enfermedad de hígado graso.
  • Los FFAs provocan que los músculos esqueléticos se vuelvan resistentes a la insulina. Esta es la peor forma de resistencia a la insulina, pero que la resistencia a la insulina hepática y puede provocar diabetes tipo 2.
  • Cuando consume 120 calorías de etanol, cerca de 40 calorías contribuye con efectos metabólicos adversos- la misma cantidad que la fructosa.

Las Toxinas del Hígado Causan Enfermedades Idénticas

Como puede ver, en casi todas las maneras, la fructosa se metaboliza de la misma forma que el etanol, creando los mismos efectos tóxicos en su cuerpo.

Sin embargo, aunque el Dr. Lustig utiliza el término “toxina del hígado” para describir a la fructosa, también señala cuidadosamente que no es la fructosa en si la que es tóxica. Hay momentos en los que su cuerpo puede utilizarla. El problema es que las personas consumen MUCHA fructosa por lo que se vuelve tóxica debido al hecho de que el cuerpo no puede utilizarla toda. Simplemente se queda en las células y es almacenada en forma de grasa. Por lo que son las DOSIS MASIVAS a las que está expuesto lo que la hacen tan peligrosa.

Cuando compara los resultados de salud debido al consumo de fructosa con el del alcohol, se dará cuenta de que tienen un patrón común- las enfermedades que causan son prácticamente las mismas. De acuerdo con la tabla incluida en el video de arriba, estas enfermedades incluyen:

Enfermedades Causadas por el Consumo Crónico de Etanol Enfermedades Causadas por el Consumo Crónico de Fructosa
Hipertensión Hipertensión
Miocardiopatía Infarto al miocardio
Dislipidemia Dislipidemia
Pancreatitis Pancreatitis
Obesidad Obesidad
Disfunción hepática (NASH) Disfunción hepática (NASH)
Síndrome de alcoholismo fetal Resistencia a la insulina fetal
Adicción Hábito, si no es que adicción

¿Cuánta Fructosa Puede Comer de Manera Segura?

Si quiere eliminar el exceso de peso y mantener un peso saludable a largo plazo, así como reducir RADICALMENTE (y en muchos casos prácticamente eliminar) el riesgo de diabetes, enfermedades cardíacas y cáncer, entonces comience tomando en serio la restricción del consumo de fructosa a no más de 25 gramos al día. Si usted tiene sobrepeso o alguna de estas enfermedades o se encuentra en riesgo de padecerlas, entonces probablemente lo mejor sea reducir el consumo de 10 a 15 gramos al día.

También incluyo una tabla de los niveles de fructosa en las frutas para que se de una idea de cuanto equivale a 25 gramos al día. Sólo recuerde que las frutas representan sólo una fuente, ya que la fructosa es el ingrediente principal de la gran mayoría de las bebidas endulzadas y alimentos procesados, desde comidas pre-cocinadas hasta condimentos.

En el pasado muchas personas no estaban de acuerdo con mi posición de limitar el consumo de las frutas, no tengo problema con eso, PERO si usted está convencido, por cualquiera que sea la razón, de que puede comer todas las frutas que quiera entonces le recomiendo checarse sus niveles de ácido úrico. El ácido úrico alto, en particular, es un marcador de toxicidad a la fructosa, así que si sus niveles se encuentran arriba de:

  • 4mg/dl en el caso de los hombres
  • 3.5mg/dl en el caso de las mujeres

…entonces debería evitar todo tipo de fructosa hasta que su niveles se normalicen- al igual que con los niveles de insulina. Aquí un rápida referencia de algunas de las frutas más comunes que puede utilizar para ayudarse a contar los gramos de fructosa:

Frutas Tamaño de la porción Gramos de fructosa
Limón Un medio 0
Limas Un medio 0.6
Arándanos agrios 1 taza 0.7
Fruta de la Pasión  Un medio 0.9
Ciruela Pasa Un medio 1.2
Albaricoque Un medio 1.3
Guayaba 2 medio 2.2
Datiles (estilo Deglet Noor) Un medio 2.6
Melón o Cantalupe 1 / 8 de med. melón 2.8
Frambuesas 1 taza 3.0
Clementina Un medio 3.4
Kiwi Un medio 3.4
Zarzamoras 1 taza 3.5
Fruta de Estrella Un medio 3.6
Cerezas, dulces 10 3.8
Fresas 1 taza 3.8
Cerezas, ácidas 1 taza 4.0
Piña 1 rebanada (3.5 "x 0.75") 4.0
Toronja, rosa o roja 1 / 2 medio 4.3
  
Frutas Tamaño de la porción Gramos de fructosa
Boysenberries 1 taza 4.6
Mandarina Un medio 4.8
Nectarina Un medio 5.4
Melocotón Un medio 5.9
Naranja (navel) Un medio 6.1
Papaya 1 / 2 medio 6.3
Melon Verde o Honeydew 1 / 8 de med. melón 6.7
Banano o Platano Un medio 7.1
Mora Azul 1 taza 7.4
Datiles (Medjool) Un medio 7.7
Manzana (composta) Un medio 9.5
Persimmon o Caqui Un medio 10.6
Sandía 1 / 16 med. melón 11.3
Pera Un medio 11.8
Pasas 1 / 4 taza 12.3
Uvas, sin semillas (verdea o rojas) 1 taza 12.4
Mango 1 / 2 medio 16.2
Albaricoques, secos 1 taza 16.4
Higos, secos 1 taza 23.0

¿Qué Puede Utilizar para Endulzar sus Alimentos Si No Quiere Comer Azúcar? (Consejo: NO Utilice Endulzantes Artificiales)

Es importante darse cuenta que cuando hablamos del “azúcar”, nos referimos a TODO tipo de azúcares. Así que a la hora de evaluar su consumo de azúcar no cuente únicamente las cucharadas de azúcar que le pone a sus alimentos y bebidas. También debe incluir todo tipo de endulzantes, como el jarabe de maíz de alta fructosa, la miel y el agave.

Pero por favor no recurra al uso de endulzantes artificiales para endulzar sus alimentos una vez que haya limitado su consumo de azúcar. Creo que los endulzantes artificiales pueden ser aun peores que el azúcar y la fructosa, y existe evidencia científica que respalda esta conclusión. He recopilado una larga lista de estudios científicos que hablan sobre los efectos a la salud del aspartame y realmente causa muchos problemas, desde cambios emocionales, daño cerebral, aumento de peso, nacimientos prematuros y cáncer.

Splenda es otro endulzante artificial que es promocionado como una versión “mejorada” y una manera inteligente y saludable de endulzar sus alimentos, pero por favor, no se equivoque. Splenda probablemente llevará su salud en una dirección equivocada y eso no tiene nada de inteligente…

Consumir endulzantes artificiales puede provocar trastornos es su bioquímica y si usted toma soda de dieta o light con el fin de perder peso, eso no lo ayudará. En lugar de eso, la mayoría de los estudios demuestran que las sodas de dieta o light en realidad aumentan el riesgo de obesidad estimulando su apetito, aumentando el antojo por los carbohidratos y estimulando el almacenamiento de grasa.

Así que por favor, haga su tarea y no se deje engañar por dietistas, doctores, ni cualquier otro tipo de profesional en la salud que le diga que los endulzantes artificiales son seguros. Simplemente existe mucha evidencia que dice lo contrario. Entonces, ¿qué puede utilizar como un endulzante ocasional? Le recomiendo utilizar:

  1. Hierba de stevia (mis favoritas son las formas liquidas que viene en sabores como vainilla francesa y toffee inglés)
  2. Dextrosa (glucosa pura) (la glucosa puede ser utilizada directamente por cada célula de su cuerpo y por lo tanto es mucho más segura que la fructosa)

Y recuerde que utilizar caña de azúcar, miel, azúcar de dátil, azúcar de coco, jarabe de arroz café, jugo de fruta, melaza, jarabe de arce, sucanat, sorgo, turbinad o jarabe de agave, NO disminuirá ninguno de los riesgos por consumir azúcar, ya que contienen altas cantidades de fructosa.

La Moda de “Bajo en Grasa” Se Suma a las Enfermedades Metabólicas

Si usted tiene la costumbre de leer las etiquetas, entonces sabrá que es muy difícil encontrar algún tipo de alimento procesado que no contenga azúcar o jarabe de maíz de alta fructosa. Una dieta baja en grasa tiende a ser la peor. La razón es que cuando se elimina la grasa casi todo el sabor desaparece, por lo que agregan azúcar para compensarlo.

En conclusión, la mayoría de los alimentos procesados son tóxicos para su metabolismo y pueden provocar daño mitocondrial o enfermedades. Considerando el hecho de que muchas personas prácticamente comen puros alimentos procesado, no es una sorpresa que haya una epidemia de obesidad.

La respuesta, por supuesto, es regresar al tipo de alimentación más natural, es decir una dieta rica en alimentos orgánicos y enteros, sin azucares ni otros productos químicos. Lo ideal sería comer los alimentos lo más crudos posible, ya que al cocinarlos se destruyen casi todos los nutrientes valiosos.

Al igual que muchas otras personas, tengo muy poco “tiempo libre”, pero aun así estoy comprometido en preparar más del 95 por ciento de mis comidas con el fin de mantener una buena salud. Un gran paso en la dirección correcta seria llevar una dieta en la que el 90 por ciento de los alimentos no sean procesados y otro 10 por ciento de distintas fuentes. Para ayudarlo a comenzar, he creado un plan nutricional completamente gratis disponible en línea. Se divide en principiantes, intermedios y avanzados, lo cual lo ayudará a avanzar a su propio ritmo.


* Estas declaraciones no han sido evaluadas por la Administración de Medicamentos y Alimentos. Este producto no tiene como objetivo
diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad.

Aviso Legal: El contenido completo de este sitio de internet está basado en las opiniones del Dr. Mercola, al menos que se indique lo contrario. Los artículos individuales se basan en las opiniones de sus respectivos autores, quienes tienen el derecho del autor como se indica. La información en este sitio de internet no tiene como objetivo reemplazar la relación uno a uno con un profesional del cuidado de la salud calificado y no es una opinión médica. Su objetivo es compartir conocimiento e información proveniente de la investigación y experiencia del Dr. Mercola y su comunidad. El Dr. Mercola le invita a tomar sus propias decisiones para el cuidado de salud basadas en su propia investigación y en compañía de un profesional del cuidado de la salud calificado.