Ocultar

Lo ÚNICA Cosa Que Puede Reducir Su Riesgo de Morir de Cancer Hasta un 50%

Publicado Por Dr. Mercola | 30 de Agosto 2011

Seleccionar Idioma:
Share This Article Compartir

Ejercicio Puede Reducir Su Riego de CancerDesde hace muchos años, ha escuchado que el camino hacía una mejor salud es apagando la televisión y poniéndose en movimiento. Sin embargo, la nueva evidencia muestra que disminuir el tiempo que se pasa viendo la televisión hace mucho más que sólo ayudar a que usted haga un poco de ejercicio. El hecho es que también puede agregarle más años a su vida.

Como se informó en el Daily Mail, Time Healthland and MSNBC, un nuevo estudio publicado en el British Journal of Sports Medicine muestra que cada hora que pasa viendo la televisión, a partir de los 25 años, equivale a 22 minutos menos en la esperanza de vida.

El Time Healthland sugiere que, los resultados sugieren que ver mucha televisión es un factor determinante para la esperanza de vida, al igual que el tabaquismo y la falta de ejercicio.

Fuentes:

Comentarios del Dr. Mercola

No sólo uno, sino dos estudios recientes han concluido que ver TV puede tener serias repercusiones. Si usted tiene más de 25 años, cada hora que pasa frente a la TV equivale a 22 minutos menos en su esperanza de vida. Si usted ve la TV seis horas al día equivale a cinco años menos de vida –lo que muchas personas hacen. De acuerdo con el Daily Mail, el británico promedio pasa cuatro horas diarias frente a la TV y los estadounidenses pasan un promedio de cinco horas diarias hipnotizados por la televisión.

De acuerdo con los autores:

“El tiempo que pasa viendo la TV podría estar relacionado con la pérdida de vida que se compara con los factores de riesgo de algunas enfermedades crónicas graves, como la inactividad física y la obesidad.”

En otro meta-análisis, publicado a principios de este verano en el Journal of the American Medical Association (JAMA), los investigadores sugieren que pasar tan sólo dos horas frente a la TV aumenta el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 y enfermedades del corazón en un 20 por ciento. Agréguele otra hora al tiempo que pasa viendo TV y significaría un aumento en el riesgo de muerte prematura por cualquier causa…

Ahora, considerando que un sorprendente 90 por ciento de los niños estadounidenses menores de 2 años ven la TV con regularidad, entonces el daño puede comenzar mucho antes. También, muchos niños tienen TV en su recamara, por lo que pasarán más tiempo viéndola, pero un estudio realmente aclara ese punto, mostrando que tener TV en la recamara incrementa el tiempo que pasa viendo la TV a casi nueve horas a la semana.

Personalmente le recomiendo que no deje que su bebé vea la TV y en el caso de niños y adolescentes límite de forma estricta el tiempo que pasan viendo la TV- y quite la TV de la recamara de su hijo (que también reduce la cantidad de campos electromagnéticos a la que están expuestos durante la noche). Pero el estudio muestra claramente que ver la TV probablemente acortará su esperanza de vida, independientemente de su edad.

Ver la Televisión Cobra un Precio Caro a su Salud de Muchas Maneras

Esta no es la primera vez que escuchamos que ver la TV puede dañar su salud. Muchos estudios más han relacionado los problemas mentales y de salud con la televisión. Un investigador, el Dr. Aric Sigman, ha identificado una serie de efectos negativos que según él, pueden ser causados por ver televisión:

Obesidad Problemas de cicatrización Problemas del corazón Disminución del metabolismo Daño en la vista
Alzheimer Disminución de la capacidad de atención Trastornos hormonales Cáncer Pubertad temprana
Autismo Dificultad para dormir Aumento de apetito Limita el crecimiento del cerebro Diabetes

Ver la TV también tiene un impacto mayor en su química cerebral. De hecho, mientras más tiempo pase frente al televisor, su cerebro más fácilmente pasa a un modo pasivo receptivo, lo que significa que los mensajes se transmiten a su cerebro sin que usted tenga participación alguna. (Esto es como un sueño y probablemente esa sea una de las razones por las que los comerciales de televisión- en particular los que van dirigidos a niños y adolescentes- tienen el efecto deseado.)

Sin embargo, en la raíz de todo esto, se da cuenta que se trata simplemente del peligro de tener una vida sedentaria, “tirado todo el día viendo la televisión”. El Daily Mail cita a Sally Davies, quien es Oficial Médico en Inglaterra, que dice:

“La actividad física ofrece grandes beneficios y estos estudios respaldan lo que ya sabemos- que un estilo de vida sedentario con lleva riesgos adicionales. Esperamos que estos estudios ayuden a más personas a darse cuenta que existen muchas maneras de ejercitarse.”

Mientras Que Ver TV le Quita Años, el Ejercicio le AGREGA Años a Su Vida

Si, se ha demostrado que incluso una pequeña cantidad de ejercicio puede agregarle unos años a su esperanza de vida.  Un estudio publicado el mes pasado en The Lancet descubrió que tan sólo 15 minutos de ejercicio al día puede aumentar su esperanza de vida tres años. También, aquellos que se mantienen en movimiento al menos 15 minutos diarios o 90 minutos a la semana tuvieron un riesgo menor de un 14 por ciento de mortalidad por cualquier causa. Además:

"Cada 15 minutos adicionales de ejercicio al día, que es más de la cantidad mínima diaria reduce la mortalidad por cualquier causa en un 4 por ciento y la mortalidad a causa de cualquier tipo de cáncer en un 1 por ciento. Estos beneficios aplicaban a los grupos de todas las edades, de ambos sexos y a aquellos que tenían riesgo de enfermedades cardiovasculares. Los individuos que estuvieron inactivos tuvieron una incremento en el riesgo de mortalidad de un 17 por ciento en comparación con el grupo de bajo volumen."

El ejercicio es conocido por su efectividad para prevenir enfermedades de todo tipo, incluyendo cáncer, lo que naturalmente le permitirá vivir por más tiempo. Pero también podría ser que el ejercicio sea necesario para el tratamiento de enfermedades graves como el cáncer. De hecho, un nuevo informe publicado por Mcmillan Cancer Support sostiene que el ejercicio debería formar parte del tratamiento contra el cáncer. Recomienda que todos los pacientes que se encuentren en tratamiento contra el cáncer deberían de comenzar a hacer ejercicio de intensidad moderada durante dos horas y media a la semana, afirmando que el aconsejar reposo y tranquilidad durante el tratamiento es un punto de vista anticuado.

La investigación ha demostrado que el ejercicio puede:

  • Reducir el riesgo de muerte por cáncer
  • Reducir el riesgo de recurrencia del cáncer
  • Darle energía y minimizar los efectos secundarios de los tratamientos contra el cáncer convencionales

De acuerdo con la BBC:

“Investigaciones previas muestran que ejercitarse a los niveles recomendados puede reducir el riesgo de recurrencia del cáncer de mama en un 40 por ciento. También reduce el riesgo de morir de cáncer de próstata en un 30 por ciento. Así como, la disminución en el riesgo de morir por cáncer de colon en un 50 por ciento. Todo esto haciendo 6 horas de actividad física moderada a la semana.”

Ciaran Devane, director de Macmillan Cancer Support, es citado diciendo:

“Los pacientes con cáncer estarían impactados si tan sólo supieran lo benéfico de la actividad física, podrían recuperarse y tener buena salud a largo plazo, en algunos casos las probabilidades de tener que pasar por tratamiento agotador una y otra vez, se reducen. No se necesita hacer algo extremadamente agotador, podar el pasto, ir a caminar o nadar, todo cuenta.”

El Ejercicio Como una Herramienta de Prevención del Cáncer

Estoy muy apegado a este tema, ya que en gran parte asistí a la escuela de medicina porque quería utilizar el ejercicio como una herramienta terapéutica para ayudar a las personas a estar más sanas. Creo firmemente que sin el ejercicio, es casi imposible alcanzar una salud óptima. La falta de ejercicio puede obstaculizar mucho los esfuerzos para recuperarse de cualquier tipo de enfermedad.

Un estudio previo realizado por investigadores de la Escuela de Medicina de Harvard descubrió que las pacientes con cáncer de mama que hacían ejercicio moderadamente de tres a cinco horas por semana redujeron las posibilidades de morir de cáncer a casi la mitad, en comparación con las pacientes sedentarias. De hecho, cualquier cantidad de ejercicio a la semana aumentó la probabilidad de las pacientes de sobrevivir al cáncer de mama. Este beneficio fue el mismo para las mujeres con diagnóstico temprano y a las que se les diagnosticó después de que el cáncer se había extendido.

Una de las razones principales por las que el ejercicio disminuye el riesgo de cáncer es porque baja los niveles de insulina y los controla, disminuir los niveles es una las maneras más poderosas para reducir el riesgo de cáncer. También se ha sugerido que la apoptosis (muerte celular programada) es provocada por el ejercicio y hace que las células cancerosas mueran.

El ejercicio también ayuda a bajar los niveles de estrógeno, lo que explica por qué el ejercicio es una herramienta tan poderosa en contra del cáncer de mama. Y si usted es hombre, tenga en cuenta que los atletas tienen niveles más bajos de testosterona circulante que las personas que no son atletas y similar a la relación entre los niveles de estrógeno y el cáncer de mama en mujeres, la testosterona es conocida por influir en el desarrollo de cáncer de próstata en hombres.

Después, por supuesto, el ejercicio también mejora la circulación de las células inmunitarias en la sangre, cuya función es neutralizar a los patógenos a través de su cuerpo. Mientras mejor circulen las células más eficiente será el sistema inmunológico para localizar y luchar contra los virus y enfermedades, incluyendo el cáncer, que tratan de atacar su cuerpo.

Consejos Sobre el Ejercicio para los Pacientes con Cáncer

Le recomiendo firmemente que lea mi programa de acondicionamiento físico Peak, el cual incluye ejercicios de alta intensidad que pueden reducir el tiempo que pasa ejercitándose mientras que en realidad mejora los beneficios.

Ahora, si usted tiene cáncer o cualquier tipo de enfermedad crónica, entonces tendrá que adaptar su rutina de ejercicio a sus necesidades, tomando en cuenta su condición física y su salud actual. A menudo, será capaz de participar en un programa de ejercicio regular- uno que involucre una variedad de ejercicios como el de fuerza, de construcción, estiramiento, aeróbico y anaeróbico- con muy pocos cambios.

Sin embargo, algunas veces necesitará ejercitarse a una menor intensidad o por menos tiempo.

Siempre escuche a su cuerpo y si siente que necesita un descanso, tome tiempo para descansar. Pero, incluso hacer ejercicio por unos minutos al día es mejor que no hacer nada y probablemente se dé cuenta que su condición física aumenta y que será capaz de completar entrenamientos más difíciles con el paso del tiempo.

En caso de que tenga un sistema inmunológico debil, podría querer ejercitarse en casa en lugar del gimnasio. Pero recuerde que el ejercicio lo ayudará a estimular su sistema inmunológico, por lo que es muy importante que continúe su programa, incluso si padece alguna enfermedad crónica o cáncer.


* Estas declaraciones no han sido evaluadas por la Administración de Medicamentos y Alimentos. Este producto no tiene como objetivo
diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad.

Aviso Legal: El contenido completo de este sitio de internet está basado en las opiniones del Dr. Mercola, al menos que se indique lo contrario. Los artículos individuales se basan en las opiniones de sus respectivos autores, quienes tienen el derecho del autor como se indica. La información en este sitio de internet no tiene como objetivo reemplazar la relación uno a uno con un profesional del cuidado de la salud calificado y no es una opinión médica. Su objetivo es compartir conocimiento e información proveniente de la investigación y experiencia del Dr. Mercola y su comunidad. El Dr. Mercola le invita a tomar sus propias decisiones para el cuidado de salud basadas en su propia investigación y en compañía de un profesional del cuidado de la salud calificado.